LA CONTABILIDAD DEL VALOR RAZONABLE EN TIEMPOS DE CRISIS

Los efectos económicos provocados por el COVID 19 son evidentes y sus efectos totalitarios se pueden apreciar a nivel social y empresarial. El Banco Mundial prevé que el Producto Interno Bruto de la región de América Latina y el Caribe (excluyendo Venezuela) caiga -4,6% en 2020, de acuerdo a un informe con datos disponibles al 10 de abril y para 2021 se espera un retorno del crecimiento de 2,6%.

Bajo ese entorno, muchas empresas, se verán seriamente afectadas y en algunos casos su capacidad de seguir operando se pondrá en tela de juicio por la alta gerencia o los responsables del gobierno corporativo. La evidencia de ello se puede apreciar en las noticias, cuando informan que una determina compañía se ha acogido a la Ley de Bancarrota.

Contablemente, ampliamente difundido en la redes, el COVID-19 puede tener muchas implicaciones para las empresas en cuanto a: deterioro de inversiones financieras, deterioro de cuentas por cobrar, desvalorización de existencias, evaluación del deterioro de activos a largo plazo, empresa en marcha, contratos de arrendamiento, entre otros, sin embargo, muchos dudan sobre los beneficios de una contabilidad a valor razonable argumentando que los mercados se han vuelto muy volátiles y hacer registros bajo este contexto volvería inestable los estados financieros.

Para (Huerta de Soto, 2009)las normas contables actúan de forma pro cíclica, incrementando la volatilidad y sesgando erróneamente la gestión empresarial: en épocas de bonanza generan un falso “efecto riqueza” que induce a asumir riesgos desproporcionados; cuando de la noche al día se ponen de manifiesto los errores cometidos, la pérdida de valor de los activos descapitaliza de inmediato a las empresas que se ven obligadas a vender activos y a tratar de recapitalizarse en el peor momento, es decir, cuando los activos valen menos y se secan los mercados financieros.

Según (Karthik Ramanna, 2013) una explicación para el aumento de la contabilidad del valor razonable es la teoría financiera, en particular, la idea de que los mercados financieros son eficientes y sus precios vigentes son medidas confiables de valor, que motivó la investigación contable académica en los años ochenta y noventa, lo que cambió las opiniones sobre los méritos de costo histórico y valor razonable.

Sin embargo, desde la óptica de los inversionistas el valor razonable reflejado en la información financiera tiene mas relevancia, ya que no hacerlo supondría que el valor de los activos vale un precio que nadie está dispuesto a pagar. Adicionalmente, la crisis de 2008 ha demostrado que si se hubieran reflejado con suficiente antelación las pérdidas crediticias originadas por incumplimiento de préstamos subprime y las posiciones en los contratos SWAP los efectos no hubieran sido tan severos.

Sin lugar a duda habrá opiniones a favor y en contra sobre el uso del valor razonable como criterio de medición, en mi opinión reflejar el valor de mercado de los activos a la fecha de los estados financieros conlleva que la información financiera refleje fielmente los efectos de las transacciones y las decisiones en el manejo de la empresa sin olvidar el entorno económico en la cual se opera.

Autor del artículo:

CPC. Leenin K. Domínguez Soto
Facebook: Leenin Dominguez

Auditor financiero, especialista en diagnostico e implementación de NIIF y certificado internacionalmente por Association of Charterd Certified Accountants (ACCA) y The Institute of Chartered Accountants (ICAEW).

Bibliografía

Karthik Ramanna. (marzo de 2013). Harvard Business Review. Visto el 17-06-2020 , desde : https://bit.ly/3fCRMt4

Huerta de Soto, J. (4 de Febrero de 2009). Visto el 17-06-2020 , desde : https://bit.ly/37EHrd3

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.